El portavoz del Partido Aragonés en el Ayuntamiento de Barbastro, Javier Betorz, defenderá ante el pleno municipal, una propuesta de resolución para afrontar potentes mejoras en la movilidad de la ciudad, con la instalación de escaleras mecánicas al barrio del Entremuro, así como la construcción de un ascensor público en San Hipólito hasta el parking de La Merced para el que reclama su adecuación. Betorz ya ha contactado con propietarios y asociaciones recabando su respaldo a esta iniciativa de “amplios efectos sociales y también de dinamización económica y ordenación urbana” que “transformaría la realidad de Barbastro” por lo que pide apoyo y ejecución.

El Comité oscense del Partido Aragonés ha planteado condiciones al Ayuntamiento de Huesca para impulsar modificaciones en la peatonalización. Desde PAR-Huesca se ha reclamado criterio y “sentido común, dentro de una planificación” en lugar de “levantar expectativas y lanzar improvisaciones” que se añaden a “los incumplimientos”. Para el PAR, la movilidad y las inversiones derivadas del actual plan son cuestiones esenciales a la hora de ‘hacer ciudad’ y no pueden estar gestionadas ni con partidismo ni con ausencia de programación.

El Comité de Huesca del Partido Aragonés se ha hecho eco de las quejas ante las afecciones al tráfico generadas por la “insuficiente información, señalización y recomendación de itinerarios alternativos desde el ayuntamiento, para evitar problemas y atascos ante la coincidencia de obras en diversos puntos de la ciudad”. Para PAR-Huesca, las “obras son necesarias” pero “debe reforzarse la comunicación a los oscenses”. El comité del PAR también ha analizado el plan de asfaltado y “a la espera de su conclusión”, señala que “en este momento, se observa defectos”.

PAR Zaragoza se ha reunido con los representantes del sindicato SATTRA de los trabajadores de Avanza Zaragoza (anterior AUZSA), al objeto de valorar la actual situación del servicio público municipal del autobús. Entre otras conclusiones, PAR Zaragoza estima que existe un deterioro continuado del propio servicio, cuyas consecuencias son continuas averías (cada vez más frecuentes) que ponen de manifiesto la necesidad de una “mayor inspección por parte del Ayuntamiento de los vehículos y su mantenimiento”. Resulta absolutamente necesario y urgente actualizar el Plan de Movilidad de la ciudad

PAR Zaragoza solicita aumentar la señalización horizontal y vertical relativa al tranvía, y dirigida a los peatones. En el ultimo año, han sido numerosos los casos de accidentes, que tienen (en la mayor parte de las ocasiones) como denominador común el descuido de peatones que llevan a cabo acciones que provocan el accidente al paso del tranvía. En lo que llevamos del año 2017 se han producido al menos cuatro situaciones de atropellos a peatones en Vía Ibérica, Plaza Aragón, Gómez de Avellaneda o Fernando el Católico (la más grave, con el resultado de una persona fallecida, el pasado 14 de agosto en Plaza Aragón). Una mayor señalización (horizontal y vertical) unida a una campaña informativa dirigida especialmente a los peatones, pueden evitar accidentes.

El Comité oscense del Partido Aragonés exige al gobierno local medidas de “peatonalización real” de las calles Alcoraz y Zaragoza, que “no consiste sólo en cerrar al tráfico”. El PAR reclama que esas vías, la plaza de Navarra, el resto de los Cosos y toda la zona peatonal deben ser reurbanizadas progresivamente y hasta entonces, objeto de mejoras por consenso, que las hagan acogedoras “a favor de vecinos, paseantes y comerciantes”, así como controlar vehículos y estacionamiento. El PAR entiende la queja de los establecimientos “causadas por la pasividad” municipal y pide reacción y consenso pero valora que la reapertura total “sería un error”.

El Comité municipal de Huesca del Partido Aragonés ha pedido públicamente al ayuntamiento de la ciudad que gestione el acondicionamiento para la seguridad de conductores, ciclistas y peatones en la prolongación de la calle Estrecho Quinto, que conduce al centro comercial Coso Real por su parte posterior y hacia el Camino de Miquera. Se trata, indica el PAR, de un tramo estrecho bacheado y sinuoso, limitado por un muro y una zanja, sin acera ni iluminación, en intersección sin visibilidad y siempre con abundante tráfico como alternativa a la salida de la ciudad hasta la autovía, acceso al hipermercado, zona de paseo… Por ello, el PAR ha reclamado con urgencia medidas de adecuación.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies